Vigilante asesinado deja tres niños en orfandad

Vigilante asesinado deja tres niños en orfandad

César Arellano Chumacero, uno de los cinco muertos que dejó el tiroteo en Independencia,   trabajaba como seguridad en la discoteca Zeven de Independencia y deja a tres niños  en la orfandad.

Su tía  Diosa Arellano  pidió ayuda para los menores y para llevar el cuerpo de Chumacero a su natal Piura y  darle cristina sepultura.

«Nos enteramos por la televisión, pero no queríamos creer que era él. César trabajaba hace seis años en la discoteca, es un padre de familia de 3 niños, que han quedado en la orfandad. Mi sobrino es de Piura, pero vive en Lima. Allá tiene dos hijos de su primer compromiso y del segundo tiene una hijita que vive acá», comentó.

Diosa Arellano pidió «que se haga justicia» y que se sanciones a los responsables que le permitieron a Eduardo Romero portar un arma de fuego. «En Piura, su papá aún no se entera. No puede venir a Lima porque está delicado de salud, por eso necesitamos ayuda para llevar el cuerpo allá».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *